'CAPULINA' Y 'CHESPIRITO'

Y LA PREDICCIÓN QUE LOS SEPARÓ

Por David Estrada

Recién separado de MARCO ANTONIO CAMPOS ‘VIRUTA’, GASPAR HENAINE ‘CAPULINA’ le pidió a su libretista, ROBERTO GÓMEZ BOLAÑOS ‘CHESPIRITO’, que lo acompañara en secreto a un establecimiento comercial de la ZONA ROSA donde el dueño, ESTEBAN MAYO, uno de los más reconocidos ASTRÓLOGOS de MÉXICO, le realizaría una CARTA ASTRAL.

Una vez en el lugar, el hombre le preguntó al ‘REY DEL HUMORISMO BLANCO’ la fecha, lugar y hora de su nacimiento, datos que el poblano marcó con toda precisión en un documento plagado de constelaciones. Después, valiéndose de reglas, escuadras y compases, trazó una serie de líneas que unían dichos datos, entre sí y en combinación con la posición de PLANETAS y ESTRELLAS; todo lo cual -dijo- serviría para predecir el futuro más probable del cómico que en esos años gozaba de una gran popularidad. “El diagnóstico requiere trabajo, de modo que lo tendré listo en un par de semanas”, informó el ASTRÓLOGO. “¿No es demasiado tiempo?”, objetó ‘CAPULINA’. “Es que el análisis exige mucho cuidado y precisión”, añadió el otro, sin despegar la vista del papel.

Dicho lo anterior y súbitamente incorporado al mundo material, pidió el pago en efectivo y por adelantado de sus servicios. Antes de despedirse, el astrólogo volteó a mirar al discreto acompañante del humorista. “Oiga, ¿podría darme su información personal para realizarle una CARTA ASTRAL?”, dijo dirigiéndose a un sorprendido GÓMEZ BOLAÑOS. “Usted posee una extraña fuerza sobrenatural que he podido sentir desde que entró aquí”, justificó el hombre de mirada penetrante. “Es que… yo no tengo tanto dinero”, se disculpó ‘CHESPIRITO’. “¡Si no le voy a cobrar ni un solo centavo! Lo hago solamente por el interés personal que me han despertado las explosivas ondas que usted irradia”, exclamó el hombre con mirada taladrante.

GÓMEZ BOLAÑOS estaba a punto de repetir su negativa, cuando el ‘brujo’ se dio cuenta de su impertinencia y, titubeante, volteó a ver a su cliente: “Perdóname, GASPAR. Tal vez pienses que esta distinción debí haberla tenido contigo, pero créeme que este individuo tiene algo muy especial”, le explicó. “Está bien, adelante, puedes hacer lo que gustes”, respondió ‘CAPULINA’ con gesto de verdadero fastidio. Y enseguida, el hombre procedió a recabar la información personal del extraño acompañante del protagonista de “EL ZÁNGANO” (1968), “EL NANO” (1971) y “EL NACO MÁS NACO” (1982).

Escéptico en estos asuntos, ‘CHESPIRITO’ jamás regresó para recoger el resultado de su estudio. Pero ‘CAPULINA’, al parecer, sí. Y quizá hasta conoció el exitoso futuro que aguardaba a su libretista y eventual compañero en algunos scketches pues, a partir de la fecha en que supuestamente recogió su CARTA ASTRAL, comenzó a hostilizarlo y relegarlo de sus programas. “No conviene que te expongas tanto; la gente puede creer que eres algo así como un ‘VIRUTA’ de segunda clase”, le decía a manera de justificación. 

A partir de entonces y hasta su salida definitiva de ‘CÓMICOS Y CANCIONES’, la relación personal y profesional entre ambos se fue “encapotando con negros nubarrones”, según las propias palabras de ROBERTO GÓMEZ BOLAÑOS.

Aun cuando el creador de “EL CHAVO DEL OCHO” y “EL CHAPULÍN COLORADO” jamás tuvo ni ha tenido la curiosidad por conocer con anticipación su futuro, lo cierto es que a partir de aquella extraña visita a ese negocio en la ZONA ROSA, su suerte cambió diametral y venturosamente. En la misma proporción a como cambió la carrera profesional de ‘CAPULINA’, solo que en sentido totalmente contrario. ¿La CARTA ASTRAL se lo había revelado?

GASPAR HENAINE ‘CAPULINA’ murió el 30 de septiembre del 2011 en la CIUDAD DE MÉXICO, víctima de neumonía. Tenía 85 años de edad y, según trascendió en los nueve días que permaneció hospitalizado, ya no tenía dinero para pagar su internamiento, por lo que fue necesario pedir el apoyo de la ASOCIACIÓN NACIONAL DE ACTORES (ANDA). El dinero, producto de 84 películas (58 en solitario y el resto con ‘VIRUTA’), 12 álbumes musicales, media docena de exitosos programas de televisión, un circo, la publicación de la historieta ‘CAPULINITA’ y varias giras internacionales, el cómico se lo había acabado en dos lustros de inactividad artística, contados a partir de su retiro definitivo de los escenarios, en el 2001.

En contraparte, y luego de 34 años de haber grabado el último programa de “EL CHAVO DEL OCHO”, ROBERTO GÓMEZ BOLAÑOS gozó de una bonanza económica sin par, gracias a la retransmisión de sus programas en toda LATINOAMÉRICA, el estreno de una serie animada inspirada en los mismos personajes y en las regalías que recibió por su autoría intelectual en, quizá, los dos programas televisivos más exitosos del último medio siglo. ‘CHESPIRITO’ murió el viernes 28 de noviembre en la ciudad de CANCÚN, QUINTANA ROO, y sus funerales se transmitieron ‘EN VIVO’ por TELEVISIÓN. Y, dato curioso: tenía los mismos 85 años que 'CAPULINA' al morir.