LA LARGA AGONÍA DE LÓPEZ MATEOS

Un reportaje de David Estrada

EL 5 de abril 1965, a cuatro meses de dejar la presidencia de la República, ADOLFO LÓPEZ MATEOS se casó por la iglesia con ANGELINA GUTIÉRREZ SADURNI. Él de 56 y ella de 23 años de edad. Así, se consolidaba una relación que inició seis años atrás. El matrimonio tuvo dos hijos: ELENA DE LOS ÁNGELES y ADOLFO, nacidos en 1966 y 1967, respectivamente.

Decidido a regularizar ante las leyes civiles su nueva vida, el ex mandatario comenzó los trámites para divorciarse de su primera esposa, EVA SÁMANO, con la que nunca se casó por la IGLESIA CATÓLICA ya que ella era protestante.

El 31 de mayo de 1967, justo cuando realizaba una visita a su hija adoptiva, EVA LEONOR ‘AVECITA’ LÓPEZ SÁMANO, sufre un grave ataque de MIGRAÑA que lo deja inconsciente y en cama en su antigua casa de SAN JERÓNIMO número 217.

A partir de ese momento, escudándose en su condición de ex primera dama y con el apoyo de varios amigos cercanos, doña EVA asumirá el control de la situación, evitando a toda costa cualquier comunicación entre don Adolfo y su segunda esposa e hijos. El diagnóstico será devastador: 7 ANEURISMAS CEREBRALES, un mal incurable y mortal, que fue mermando lentamente sus facultades.

El 26 de noviembre de 1965, el neurocirujano norteamericano WILLIAM POPPEN operó sin éxito al político mexiquense y la inmovilización de su cuerpo avanzó con rapidez. Pronto, el hombre que sería reconocido como un gran orador, perdió el habla a causa de una traqueotomía. Y casi simultáneamente fue necesario el uso de aparatos ortopédicos para intentar moverse.

Durante dos años don Adolfo vivió en estado vegetativo, inmóvil en una cama por muerte cerebral y recibiendo asistencia mecánica de tipo ventilatorio. Frente a la residencia, por orden expresa del presidente GUSTAVO DÍAZ ORDAZ, se instaló de manera permanente una PLANTA DE LUZ para hacer frente a cualquier emergencia. Don Adolfo, señalaría el equipo médico, se encontraba prácticamente descerebrado, pero su corazón seguía latiendo.

Varias fueron las ocasiones que ANGELINA GUTIÉRREZ acudió a SAN JERÓNIMO para intentar ver a su esposo, algunas sola y otras con sus pequeños hijos, pero siempre se enfrentó con la misma fría respuesta: “Imposible. Razones de Estado impiden que usted entre. Debemos ser cuidadosos con la opinión pública”. Y no volvió a verlo más.

Finalmente, a las 4:30 de la madrugada del 22 de noviembre de 1969, el hombre muerto en vida 28 meses atrás, dejó de respirar. En esa fecha, sus hijos ELENA y ADOLFO, tenían 3 y 4 años respectivamente. Una edad muy corta como para percatarse de la tragedia que rodeaba sus vidas.

Con todos los honores propios de un Jefe de Estado, ADOLFO LÓPEZ MATEOS, quizá uno de los estadistas que han gozado de mayor popularidad con su pueblo, fue sepultado en el PANTEÓN JARDÍN de la CIUDAD DE MÉXICO.

El último acto de este drama, sin duda tuvo un final que nunca hubiera deseado su protagonista principal. Don Adolfo murió sin hacer testamento y casado aun, ante las leyes civiles, con EVA SÁMANO, albacea, por derecho, de todos los bienes del ex mandatario.

Un dato sin duda interesante, en estos tiempos en los que las fortunas de los servidores públicos se tornan escandalosas, es que el patrimonio personal de ADOLFO LÓPEZ MATEOS, según contaba en las actas del JUZGADO DE PRIMERA INSTANCIA DE VILLA OBREGÓN, lugar donde se desahogó el juicio de sucesión, apenas ascendía a SEIS MILLONES DE PESOS, un departamento y su casa de SAN JERÓNIMO.

La resolución de este caso, que se dilucidó en la CUARTA SALA DEL TRIBUNAL SUPERIOR DE JUSTICIA DEL DISTRITO FEDERAL, se mantuvo en secreto “a solicitud de las partes” y como una atención para doña EVA SÁMANO, oficialmente la viuda de LÓPEZ MATEOS. El nombre de ANGELINA GUTIÉRREZ SADURNI, así como los de sus hijos ELENA y ADOLFO, fueron retirados del expediente personal del ex presidente de MÉXICO.

¿Y QUÉ FUE DE DOÑA EVA Y DE LA FAMILIA LÓPEZ GUTIÉRREZ?

EVA SÁMANO BISHOP, conocida durante el sexenio de su esposo como ‘LA MADRE NACIONAL’ o ‘LA MAESTRA DE MÉXICO’, murió a los 73 años el 7 de enero de 1984. Fue enterrada al lado de don Adolfo en el PANTEÓN JARDÍN, en un principio, y posteriormente en el gran mausoleo que se construyó en honor del presidente LÓPEZ MATEOS en ATIZAPÁN DE ZARAGOZA.

EVA LEONOR ‘AVECITA’ LÓPEZ SÁMANO, la hija adoptiva de doña EVA y don ADOLFO, después de casarse con el italiano CARLOS ZOLLA y emprender varios negocios en el ramo pastelero, actualmente viuda, de 74 años, es la directora del COLEGIO GARSIDE, ubicado en la colonia SANTA CRUZ ATOYAC. Es madre de GIULIANA ZOLLA LÓPEZ MATEOS.

De bajo perfil público, ADOLFO LÓPEZ GUTIÉRREZ, el único hijo varón del matrimonio LÓPEZ MATEOS-GUTIÉRREZ SADURNI, murió en el año 2001 víctima, como su padre, de un aneurisma. ELENA LÓPEZ GUTIÉRREZ se tituló de licenciada y ejerce su profesión en el anonimato en la capital del país. Y ANGELINA GUTIÉRREZ SADURNI, aquella niña que cautivó al presidente viajero y se convirtió en su esposa ante la IGLESIA CATÓLICA, pasados los años se casó con el norteamericano NORMAN ROBERTS y ambos radican actualmente en LA JOLLA, CALIFORNIA. ANGELINA tiene 74 años, la misma edad que ‘AVECITA’.

Este fue el triste final de una historia de amor borrada de la biografía oficial de ADOLFO LÓPEZ MATEOS, uno de los presidentes más queridos y recordados del México moderno…

Revista

Próximamente

Espérala

David Estrada

Es licenciado en Mercadotecnia, periodista, historiador, productor, locutor y conductor de radio y televisión en Querétaro con 31 años de experiencia. Ha publicado ocho libros de corte histórico, entre los que destacan: “Querétaro en la memoria de sus gobernantes 1939/1985” y “Querétaro Inédito (volumen I, II y III)”.
Leer más...