LAS ANTENAS DE TELEVISIÓN

Por David Estrada

Una ANTENA DE TELEVISIÓN fue originalmente diseñada para recibir las señales de teledifusión sobre el aire. Las existían de dos tipos: las ANTENAS INTERIORES, que se encontraban en la parte superior de un TELEVISOR y comúnmente se conocían como ‘OREJAS DE CONEJO’, y las ANTENAS EXTERIORES (como la de la fotografía), que se montaban en un mástil en el techo de la casa del propietario del televisor.

Las ANTENAS DE TELEVISIÓN pasaron a la historia con el APAGÓN ANALÓGICO en diciembre de 2015, fecha en que se dejaron de transmitir las emisiones ANALÓGICAS en los aparatos de TV, y hoy son un verdadero objeto en extinción.

La otra tarde, mientras esperaba que me atendiera mi mecánico, cerca de casa, miré hacia arriba y observé este espectáculo: una ANTENA EXTERIOR, que seguramente hoy no sirve para nada, pero queda como un recuerdo del pasado que no quise dejar de fotografiar.