"LOS PICAPIEDRA" (1960-1966)

Por David Estrada

“LOS PICAPIEDRA” (THE FLINTSTONES) es una serie de animación de la productora HANNA-BARBERA PRODUCTIONS, que fue transmitida originalmente en SEIS TEMPORADAS por la cadena televisiva estadounidense ABC, del 30 de septiembre de 1960 al 1 de abril de 1966, con un total de 166 episodios, además de algunos especiales y películas. 

"LOS PICAPIEDRA" ha sido una de las caricaturas más exitosas de la historia de la televisión y la primera que ofreció al televidente situaciones comunes de la vida, hasta entonces censuradas en la televisión e incluso el cine: un matrimonio durmiendo en la misma cama, varios de sus personajes fumando cigarrillos y a los matrimonios protagonistas reflexionando sobre temas de gran profundidad como la MATERNIDAD e incluso la ADOPCIÓN.

La trama se desarrolla en la EDAD DE PIEDRA, en ciudad de PIEDRADURA (Bedrock), una localidad con apenas 2 mil 500 habitantes, donde absolutamente todo está fabricado con PIEDRA: los edificios, las casas, las camas, las mesas, los sillones, los teléfonos, las televisiones y ¡hasta los periódicos!, que tienen a su voceador estrella: ARNOLDO.

Los habitantes de PIEDRADURA manejan vehículos muy semejantes al TRONCOMÓVIL de PEDRO PICAPIEDRA, con algunas variantes en su tamaño y color, los cuales están hechos con gruesos troncos de árbol, ruedas de piedra y lona por techo, además de que tienen que ser impulsados por los pies descalzos de su conductor.

Los DINOSAURIOS, por su gran tamaño, son utilizados en tareas muy diversas: como camiones de bomberos, como escaleras y hasta como grúas para mover enormes bloques de piedras.

Los protagonistas centrales de “LOS PICAPIEDRA” son el gruñón PEDRO PICAPIEDRA (Fred Flintstone) y el reflexivo PABLO MÁRMOL (Barney Rubble), un par de entrañables amigos que en sus aventuras reflejan el estilo de vida y las diversiones de la CLASE MEDIA estadounidense en el ‘boom’ económico posterior a la SEGUNDA GUERRA MUNDIAL. Y así, por ejemplo, mientras PEDRO es un obrero de la construcción que trabaja en una canterera que es dirigida por el SEÑOR RAYUELA (Slate), la profesión o actividad a la que se dedica PABLO es todo un misterio.

Por cierto, “Yabba Dabba Dooo!!!”, era el grito que pronunciaba PEDRO PICAPIEDRA cuando salía a trabajar.

Completan el clan familiar las abnegadas y consumistas VILMA y BETTY, las esposas de PEDRO y PABLO, respectivamente, y los pequeños PEBBLES, la adorable bebé de los PICAPIEDRA, y BAM-BAM, un niño con fuerza descomunal adoptado por la FAMILIA MÁRMOL, luego de afrontar de la mejor manera la infertilidad de su matrimonio.

La mascota de la familia PICAPIEDRA es un mini dinosaurio de color púrpura de nombre DINO, que demuestra su afecto lamiendo el rostro de sus dueños.

PABLO MÁRMOL es el único personaje de la caricatura que tiene sobrenombres: “ENANO”, por parte de PEDRO, y “CUCHI-CUCHI”, de su esposa BETTY, ésta última, tomada de una expresión popularizada por la cantante española CHARO.

Realizada durante la época de introducción de los aparatos ELECTRODOMÉSTICOS a los hogares norteamericanos, éstos aparecen en la serie con algunas adecuaciones a la época de la caricatura: una CÁMARA FOTOGRÁFICA será un artefacto en cuyo interior un pájaro picaba en piedra la imagen que veía por un agujero; un TRITURADOR DE COMIDA, un cerdo estratégicamente colocado debajo del lavadero; y un TOCADISCOS tendrá como aguja el pico de un pajarraco que casi siempre externará su queja por ser utilizado en esta, para él, ingrata tarea.

En cuanto a la ropa, ésta estará confeccionada con diversas pieles, en una sociedad que no conoce las mangas, los pantalones, ni mucho menos los zapatos.

A través de los años, “LOS PICAPIEDRA” han permanecido vigentes gracias a diez especiales para la televisión, seis películas animadas y dos películas para el cine con personajes de carne y hueso, realizadas en 1994 y el 2000, con los actores JOHN GOODMAN como PEDRO, RICK MORANIS como PABLO, ELIZABETH PERKINS como VILMA y la regordeta comediante ROSSIE O’ DONNELL como BETTY, en la primera versión, y MARK ADDY, STEPHEN BALDWIN, KRISTEN JOHNSON y JANE KRAKOWSKY en la segunda.

Pero nunca, nunca, alcanzando el éxito mundial de la inolvidable caricatura estrenada en 1960…